Una de virus y antídotos. El juicio vs la empatía

/, Consciencia, Inteligencia emocional/Una de virus y antídotos. El juicio vs la empatía

Una de virus y antídotos. El juicio vs la empatía

 Descubriendo como la empatía disuelve nuestra manía de juzgar a los/as demás.

Descubriendo como la empatía disuelve nuestra manía de juzgar a los/as demás.

Estas semanas, en las que el Ébola está siendo primera plana en todos los medios de información, me ha dado por pensar que existe otro tipo de “virus” altamente venenoso y con una ratio de contagio impresionante, con el que convivimos a diario y nos hace la vida muy difícil. Estoy hablando de la tendencia a juzgar a los demás.

En un mundo ideal, todos/as seríamos inmunes tanto a las alabanzas como a los juicios del resto de los mortales pero, vosotros/as al igual que yo, sabéis que eso no suele ser así. Si preguntáramos delante de un auditorio numeroso (y sincero); “¿a quién le importa lo que piensen los demás de vosotros/as?, os aseguro que aquello se llenaría de un estruendo de voces que contestarían con un sonoro; “a mí”. Y es que, todos/as sabemos que tenemos un personaje insertado en nuestra cabeza, el juez, que además parece funcionar en modo “piloto automático” y que nos complica la existencia.

La explicación a esto, es que nuestro cerebro está programado para la aprobación porque cuando éramos bebes, ser rechazados significaba la muerte. Así pues, resulta que la necesidad de que nos valoren, nos respeten y nos quieran, la consideramos como una cuestión de supervivencia. De hecho, la famosa pirámide de las necesidades de Maslow, refleja el sentido de pertenencia a un grupo y el reconocimiento, como dos de los niveles que conducen a la auto-realización y plenitud personal.

Hay una interesante observación al respecto que hace el Doctor Daniel Amen, un psiquiatra que estudia los efectos de la química cerebral en la conducta. Él lo llama la regla del 18/40/60 y, aunque tenga el formato de las medidas de un mueble auxiliar de tienda sueca, no van por ahí los tiros.

La regla del 18/40/60 significa que a los 18 años nos preocupamos demasiado por lo que los/as demás piensen de nosotros/as; a los 40 eso comienza a importarnos un pimiento y a los 60 nos damos cuenta de que nadie pensaba en nosotros/as de todos modos.

Me parece una regla muy interesante pero estaría mucho mejor, seríamos más inteligentes y sobre todo tendríamos más paz, si pudiéramos conseguir llegar a esa conclusión antes de los 60.

¿Cómo podemos lograrlo?, con el antídoto al virus del juicio: la empatía.

A medida que desarrollamos la capacidad de ponernos en la piel de otra persona, nuestras críticas desaparecen y entra en escena la comprensión. Esto sucede porque, salvo en los casos en que los seres humanos tengan graves heridas emocionales, la mayoría de nosotros/as hacemos todo lo mejor que podemos en esta vida, aunque cometamos errores en el proceso de aprendizaje.

Tomar conciencia de que nuestras críticas son proyecciones de algo que no queremos reconocer en nosotros/as mismos/as, ayuda a activar nuestra comprensión y empatía hacia los/as demás y hace que el juicio vaya perdiendo terreno.

De hecho, lo que nos preocupa de los demás suele ser un reflejo de nuestro lado oscuro, esa parte de nuestra personalidad a la que juzgamos severamente e intentamos ocultar con vergüenza. Este lado oscuro, funciona igual que nuestra sombra física. Nos sigue a todas partes y nos va a seguir perjudicando hasta que seamos capaces de verla, analizarla y perdonarla en nosotros/as  y en los/as demás.

En Coaching Factory podemos acompañarte a mejorar tu calidad de vida y la de las personas que te rodean, ayudándote a aumentar tus niveles de empatía.

Cuando comprendemos las sombras de otras personas, somos menos vulnerables a sus opiniones. Podemos entenderlas, respetarlas y compartirlas (o no).

Cuando comprendemos nuestra propia sombra, damos el primer paso para generar anticuerpos contra el virus de juzgar a los/as demás y estamos en el camino a su aniquilación.

Y dicho esto, os propongo un brindis con un chupito de empatía bien cargado!!!  Feliz fin de semana !!!

Podemos seguir conversando. ¡Contáctanos!

 Si te ha gustado este artículo, te animamos a compartirlo por las redes sociales.

Si no quieres perderte ninguno de nuestros artículos, puedes seguirnos en Facebook y en Twitter (@coachingfactor).

Recuerda que tienes toda la información sobre Coaching Factory en nuestra página web (http://www.coachingfactory.es)

¡Gracias por la visita y por la difusión!

Desde el co-razón de Bilbao

Por | 2014-10-17T09:40:22+00:00 17 octubre, 2014|Autoconocimiento, Consciencia, Inteligencia emocional|Sin comentarios

Deje su comentario